jueves, 23 de abril de 2009

Betis 1-2 Villalencia | PLENO AL 5


Dicho y hecho, 5ª victoria consecutiva, consolidada la 4ª plaza, esperando los resultados de esta tarde-noche (ATM y VILL), dando un puñetazo encima de la mesa, demostrando el poderío de esta plantilla, metiendo miedo al Sevilla (acomodado desde hace meses en ese privilegiado y cotizado tercer puesto), imponiendo respeto a los aspirantes a Champions y manteniendo el sueño europeo de la afición ché.

Sin poder hacer una crónica detallada del encuentro (por estar trabajando y no poder verlo, sólo un resumen), y guiándome por los principales medios deportivos del país y por los blogs que sigo, fue un encuentro discreto pero efectivo, suficiente a fin de cuentas, 3 puntos para la saca en un campo difícil y contra un complicado rival. El objetivo sigue intacto.

Unai planteó un partido serio, atento, concentrado, defensivo, intentando controlar todos los tiempos del mismo, esperando el fallo del rival (fuera cuando fuese) para matarlos en alguna jugada individual de nuestro magnífico tridente jugón, y así fue, con unos Silva-Mata fantásticos y un guaje rayando niveles de crack mundial. El techo de este asturiano no conoce límites, no sólo por los 25 goles que lleva ya en Liga (más los de UEFA, Copa y con 'la Roja'), sino por su bagaje ofensivo, goleador y de espectáculo futbolístico, derrochando calidad de máximo nivel por donde va, con una regularidad pasmosa, al alcance de sólo unos pocos, es un privilegiado de este deporte, un destacado. Con él sí podemos.

La nota negativa, o menos convincente, fue la inédita y fallida pareja mediocampista Marchena-Edu, no dominaron esa parcela de la cancha, ni el juego ché destacó en demasía, pero Edu se desquitó con una gran asistencia a Villa, está para pocos trotes, pero qué trotes! Soy de los que piensa que en una posición más ofensiva (puesto de Silva, aunque un poco menos adelantado) podría dar más de sí, con su toque, calidad y visión de juego.

Lo que más me sorprende es la capacidad que tuvimos de dominio, no de posesión, oportunidades y demás estadísticas, sino mental, jugando un partido inteligente, sin ponernos nerviosos, sabiendo que el gol llegaría antes o después, esa superioridad (a veces inapreciable para algunos) es la que diferencia un buen equipo de un equipo ganador, es lo que nos faltaba hace meses, saber que podemos, creer en nosotros mismos y en nuestro potencial como equipo. Si a eso le añadimos un cóctel de solvencia defensiva, acierto ofensivo y esa pizca de suerte que siempre se necesita, pues tenemos que ganamos en el Ruíz de Lopera ante todo un gran Betis, después de conseguir 4 victorias seguidas.

Parece fácil ahora, pero este resultado, con el que muchos ya contaban de antemano, es todo un logro, y posiblemente lo valoraremos al final de la Liga, son 3 puntazos de oro.


Vídeo resumen del partido: BETIS 1-2 VALENCIA

2 comentarios:

CHEdigital dijo...

Lo mejor del partido, los tres puntos y los goles. Me quedo con el primero por la forma de materializarlo de Villa, aunque el segundo tiene muchos detalles a resaltar.
Ahora a pensar en el Barça...

Mario Selma dijo...

Partido de ganador, así lo defino yo.

El primer gol de Villa, de megacrack, y en ambos hay jugada colectiva, muy buenas por cierto. Cuando quieren, se nota.